Isca  
 
Diócesis de Zárate Campana 10 Encuentro diocesano de Catequistas
 

07.08.2009

Xmo. ENCUENTRO DIOCESANO DE CATEQUESIS
Sábado, 18 de julio de 2009

 

El Padre Fernando Crevatín, Delegado diocesano, nos envía algunos nuevos datos sobre el Xmo. Encuentro diocesano de Catequesis, el cual se iniciará a las 9,15 con Adoración al Santísimo Sacramento.

Tanto en el «infodiócesis» semanal como en los envíos a los sacerdotes de la diócesis y al consejo diocesano de pastoral, ya han estado dándose las informaciones e indicaciones pertinentes, a las que estas que siguen sirven como complemento:

La exposición del Sr. Obispo Mons. Oscar Sarlinga tendrá lugar a las 9,45 y a continuación se dará lugar a los trabajos en grupo de los catequistas presentes, a partir de los "ecos" de la disertación del Obispo.

Al mediodía la "Comunità Cenacolo" realizará una representación teatralizada acerca del tema de las adicciones, tan preocupante en nuestro mundo de hoy y también en nuestros medios, que están a nuestro cuidado pastoral.

A partir de las 13,30 se realizarán los «talleres simultáneos» y a las 16 concluiremos el Xmo. Encuentro de Catequistas de nuestra diócesis con la Eucaristía, presidida por el Sr. Obispo.

Este horario puede experimentar algunas modificaciones, pero lo presentamos para que la comunidad de lectores del Sitio web del Obispado tenga una primera idea aproximativa del desarrollo de ese día.

Al mismo tiempo, se contará con un momento especial para celebrar los 10 años de la «Junta diocesana de catequesis» y otro momento para compartir el caminar del ISCA (INSTITUTO SUPERIOR DE CATEQUESIS ARGENTINO) en nuestra diócesis, a lo largo de estos años. A tales fines, se hará presente el P. José Luis Quijano.

A propuesta del Delegado diocesano, Pbro. Fernando Crevatín, el Sr. Obispo hará una carta de invitación a todos los catequistas de la diócesis.

Continuaremos el envío de información sobre este encuentro tan importante para la vida de la diócesis, para lo cual recordamos algunos párrafos de nuestro PLAN DIOCESANO DE PASTORAL

(promulgado el 3 de junio ppdo., luego de tres años de reflexión compartida, consulta a los más vastos sectores de la diócesis y un caminar juntos en la evangelización y misión).

EXTRACTO DEL "PLAN PASTORAL DIOCESANO" DEL CAPÍTULO CONCERNIENTE A LA CATEQUESIS

V MOMENTO SEÑALADO DE LA EVANGELIZACIÓN: LA CATEQUESIS

1. La catequesis, ese momento tan señalado de la evangelización. Una referencia especial, aunque específica a algunos puntos sobre los que se han obtenido consensos profundos, y no a la catequesis en general, quiere efectuar este Plan Pastoral acerca de ese «momento tan señalado de la evangelización» (como lo llamó Juan Pablo II en Catechesi tradendae). Siguiendo las líneas de NAVEGA MAR ADENTRO, los consensos eclesiales profundizados y obtenidos y los aportes de los distintos organismos y decanatos, podemos afirmar: La revisión y renovación de la catequesis inicial es una convicción general que surge tanto de la renovada eclesiología propuesta a partir del Concilio Vaticano II como de la necesidad de una consecuente pastoral orgánica, junto a la realidad social y cultural actual, profundamente desafiante. Precisamente, el CATECISMO DE LA IGLESIA CATÓLICA resalta este proceso en el cual, por medio de los sacramentos de la iniciación se incorpora al sujeto al misterio de Cristo: Mediante los sacramentos de la iniciación cristiana, el Bautismo, la Confirmación y la Eucaristía, se ponen los fundamentos de toda la vida cristiana. La participación en la naturaleza divina, que los hombres reciben como don mediante la gracia de Cristo, tiene cierta analogía con el origen, el crecimiento y el sustento de la vida natural. En efecto, los fieles renacidos en el Bautismo se fortalecen con el sacramento de la Confirmación y finalmente, son alimentados en la Eucaristía con el manjar de la vida eterna, y así, por medio de estos sacramentos de la iniciación cristiana, reciben cada vez con más abundancia los tesoros de la vida divina y avanzan hacia la perfección de la caridad.

 

2. La iniciación cristiana. La iniciación cristiana, como acción pastoral de la Iglesia, debe ubicarse en un proyecto y en un marco eclesial determinado. Particularmente la catequesis, como ministerio que acompaña al hombre creyente en su incorporación al misterio de Cristo y de la Iglesia, responde a una convicción eclesiológica y por lo mismo no puede quedar aislada del contexto pastoral y comunitario, dado que es un momento primordial de la tarea evangelizadora.
La centralidad del misterio eucarístico nos ayudará en estos próximos años a centrar aún más la catequesis en sus objetivos prioritarios como son conducir a la comunión con Jesucristo y hacer posible que la comunidad creyente proclame que Jesús, el Hijo de Dios, el Cristo, vive y es Salvador. Para esta misión la catequesis continuará configurándose como catequesis al servicio de la iniciación cristiana procurando una enseñanza y un aprendizaje convenientemente prolongado, de toda la vida cristiana. Con esta orientación la catequesis asumirá la preocupación constante por promover y mantener el primer anuncio como forma de una transmisión que no da por supuesta la fe sino que trata siempre de suscitarla. Junto a ello, y a la luz de la institución catecumenal, la catequesis conecta con toda la acción sacramental y litúrgica de la Iglesia, pues la catequesis y la liturgia son las dos acciones eclesiales a través de las cuales se genera la nueva vida en Cristo. Por ello la catequesis deberá adecuarse progresivamente a la participación sacramental en la vida de la Iglesia, mostrando siempre con claridad el carácter culminante de la Eucaristía, la centralidad del domingo y la celebración de la eucaristía dominical, lo cual ha de ser central en todo itinerario catequético. Son muchos los creyentes que no participan en la Eucaristía dominical, ni reciben con regularidad los sacramentos, ni se insertan activamente en la comunidad eclesial. Esto constituye un gran desafío que cuestiona a fondo la manera como estamos educando en la fe. La iniciación cristiana, que incluye el kerygma, es la manera práctica de poner en contacto con Jesucristo e iniciar en el discipulado. Nos da también la oportunidad de fortalecer la unidad de los tres sacramentos de la iniciación y profundizar en su rico sentido. La iniciación cristiana, propiamente dicha, se refiere a la primera iniciación en los misterios de la fe, sea en la forma de catecumenado bautismal para los no bautizados, sea en la forma de catecumenado postbautisnmal para los bautizados no suficientemente catequizados. Este catecumenado está íntimamente unido a los tres sacramentos de la iniciación: bautismo, confirmación y eucaristía, celebrados solemnemente en la Vigilia Pascual(43).

 

3. Acciones que destaca este Plan Pastoral. La catequesis al servicio de la iniciación cristiana pone de relieve algunas urgencias de acción: a. Opción preferencial en la diócesis (ni exclusiva ni excluyente) por la modalidad de la CATEQUESIS FAMILIAR (entendida ésta en su dimensión metodológica) o por lo menos por una fuerte DIMENSIÓN FAMILIAR de la catequesis. El hecho de ser preferencial sin ser excluyente significa que cada párroco no puede obviar la catequesis familiar en su parroquia, pero debe dar también otras opciones, jamás abandonando la importancia de la dimensión familiar. La misión de la familia es insubstituible en la catequesis.

  • b. Primer anuncio e institución catecumenal. Centralidad del domingo en el itinerario catequético. Una catequesis más vinculada a la acción litúrgica, a los sacramentos de la iniciación, al testimonio de la caridad, en definitiva, al conjunto de la memoria viva de la comunidad cristiana.
  • c. Catequesis vinculada a la vida de la Comunidad cristiana, también con una catequesis remota respecto del matrimonio y la familia.
  • d. La implicación de quienes desempeñan alguna responsabilidad pastoral, entre los que sobresale el Obispo y su presbiterio, con la aportación original de religiosos y laicos. El ejercicio de esta responsabilidad debe llevar a intensificar la formación de catequistas.
  • f. Una catequesis que ayude a los cristianos a fortalecer su identidad. Una fe que no pueda formularse en un lenguaje para ser compartido hace imposible la unidad de la fe. El Catecismo de la Iglesia Católica y su Compendio nos ayudarán en esta tarea. En los próximos años trabajaremos para que estos instrumentos produzcan frutos en la identidad de fe de todo el pueblo cristiano.
  • g. Estudio del Catecismo de la Iglesia Católica y su Compendio
  • h. Una catequesis que, por ser iniciación, tiene en la comunidad cristiana la referencia más visible de la experiencia de la fe, y que, de forma muy especial alienta a la familia cristiana a cumplir su misión insustituible en el despertar a la fe y en su transmisión a las nuevas generaciones.
  • i. Con este fin, se reafirma el cometido de la DELEGACIÓN DIOCESANA DE CATEQUESIS, de la JUNTA DIOCESANA y se le asigna la tarea de presentar un programa más concreto, conforme a las indicaciones de la Conferencia Episcopal, del ISCA y del propio Obispado, también para el catecumenado de adultos y formas especiales de catequesis.

 

4. La dimensión familiar de la catequesis. Conforme a lo que se ha dicho en las urgencias para un trazado de proyecto de catequesis, asumimos la catequesis familiar en el sentido en que se menciona a continuación: "En un sentido amplio, se puede llamar de este modo a toda la catequesis que se orienta hacia la familia o cuyo contenido sea la familia. Más estrictamente utilizaremos la expresión Catequesis Familiar en relación a un determinado método evangelizador, que comienza cuando la familia manifiesta el deseo de que los niños se preparen para recibir la Primera Comunión y/o la Confirmación. Es el momento en el que se la invita a hacer un proceso de Iniciación Cristiana, enriqueciendo su fe, cuestionando sus respuestas actuales, proyectando su dimensión misionera y la de cada uno de sus miembros. El método supone que los padres, o adultos a cargo de los niños, tengan encuentros periódicos y celebraciones en los que reflexionen sobre la Palabra de Dios para iluminar sus vidas y así poder acompañarlos en su Iniciación. Los encuentros se realizan en un contexto eclesial, siguen un orden temático y deben contar con la guía de catequistas capacitados". (Extraído del Documento base para el Encuentro Nacional de Catequesis familiar realizado en abril de 2008 en Córdoba, convocado por la Junta Nacional de catequesis)

 

5. Algunas orientaciones importantes

  • a. Recepción del Compendio del Catecismo de la Iglesia Católica y aplicación a los diversos proyectos catequéticos para la iniciación cristiana. Organismos responsables: Delegación diocesana de Catequesis y Junta catequística diocesana. Idem acerca de la Recepción Compendio y de las Líneas y Orientaciones de la Conferencia Episcopal Argentina.
  • b. Publicación de un documento sobre la identidad de la Escuela Católica y su proyecto educativo hoy, como servicio a la educación. Organismo responsable: Vicaría general con encargo para la Educación católica, Junta Regional de Educación Católica y Delegación diocesana para la Catequesis.
  • c. Realización de un estudio sobre la asistencia a la Eucaristía dominical de los miembros de nuestras comunidades (número de feligreses, motivaciones y dificultades), así como preparación de una catequesis sobre la Santa Misa. Organismos responsables: Delegación de Liturgia y Delegación de Catequesis. Finalidad: impulso de la asistencia a la misa dominical
  • d. Reflexión y sugerencias para la promoción del catecumenado de adultos y de niños en edad escolar en las diversas parroquias y comunidades eclesiales. Comisiones diocesanas de Catequesis, Liturgia.
  • f. Promoción de iniciativas que favorezcan el acercamiento a Cristo Eucarístico de la infancia y juventud, tales como las escuelas de monaguillos y la adoración al Santísimo (vigilias, adoración nocturna), hora santa y oración por las vocaciones. Organismos responsables: Delegación de Pastoral de Juventud, Delegación de Catequesis, Delegación de Liturgia y Delegación de Misión (por la I.A.M., Infancia Misionera).
  • g. En cuanto a la edad para los sacramentos de la iniciación cristiana, conforme a las indicaciones de la Conferencia Episcopal y a las consultas diocesanas, no convendría prolongarla más de los 14 años. El itinerario de formación para la catequesis debería ser de dos años, como ideal.

Envianos tu comentario
  No se puede escribir en directorio temporal captcha: /home/iscaorgar/domains/isca.org.ar/public_html/includes/common/lib/captcha/../../_temp/.captcha/

Para validar su comentario, ingrese los caracteres que aparecen en el dibujo superior.

 

 
 
inicio talleres inicio talleres
Senac, palabras de apertura
10.07.2013
Senac - Biblia y Catequesis
05.06.2013
Versión no oficial en español de la 58 Proposiciones del Sínodo
31.10.2012
Feliz día Catequistas
13.08.2012 - 2 comentarios
Una Mirada al congreso, después del Congreso
06.06.2012
 
inicio talleres inicio talleres
 
inicio talleres inicio talleres
inicio talleres inicio talleres
 

Padre José Luis Quijano
Sacerdote del clero de San Isidro. Ha realizado estudios de Economía en la Universidad Católica Argentina y de Teología y Filosofía en el Seminario San Agustín del Obispado de San Isidro. Cursó la Catequética en el Instituto Teológico para América Latina y ha obtenido la Diplomatura en Educación Virtual de la Universidad de San Martín. Se desempeñó durante más de quince años como Director Diocesano de Catequesis. Recorrió el país, dando numerosos cursos y promoviendo la formación de los catequistas. Participó en la I Semana Internacional de Catequesis, invitado por el CELAM. Es autor de libros de Catequesis Escolar. Integró durante más de diez años el Equipo de Catequesis de Adultos de la Junta Nacional de Catequesis. Ha representado al ISCA en numerosos congresos y encuentros internacionales. Fue Asesor de la Junta Nacional de Catequesis y Profesor y Vice - rector del ISCA. Coordinó la Comisión de Revisión del Instituto, organismo que, por delegación de la Comisión Episcopal de Catequesis, tuvo a su cargo durante el año 2001 la revisión y el análisis de lo actuado por el ISCA.

inicio talleres inicio talleres
  Correo del Rector
 
comunicandonos
Senac y después SENAC y después
No está planeado que el SENAC concluya en el SENAC. El Seminario Nacional de Catequesis continúa con su vida en la presencia de los que...
..................................................................................................
Diálogo de catequistas Diálogo de catequistas
Dialogar nos hace bien. Implica la apertura de dar y de recibir, el silencio que sabe estar a la escucha y la palabra que brota de ese silencio...
..................................................................................................
SENAC: un seminario y sus resonancias SENAC: un seminario y sus resonancias
Entrevista con el padre José Luis "Cote" Quijano, director de ISCA: "El nuevo lugar que la catequesis debe...
..................................................................................................
Una vuelta al SENAC en 25 ideas Una vuelta al SENAC en 25 ideas
La exhortación del Papa Francisco Evangelii Gaudium 49 es oportuna en esto: habla de cercanía y proximidad; es la evangelización que se nos está promoviendo...
..................................................................................................
  suscribir al comunicándonos Ver números anteriores
recomendar

Recomendar esta
página a un amigo

imprimir Imprimir esta
página